Ezer Equipada: Estando Quietas

Topicos: Be Still, Ezer, Ezer Equipped

Hace un tiempo pinté un cuadro que dice: "Quédense quietos y reconozcan que yo soy Dios". Vi este cuadro en una tienda (Hobby Lobby) y decidí intentar hacerlo yo misma, por supuesto, ¡el de Hobby Lobby es mucho más bonito! Esta frase viene del Salmo 46, donde Dios dice: "«Quédense quietos, reconozcan que yo soy Dios. ¡Yo seré exaltado entre las naciones! ¡Yo seré enaltecido en la tierra!»”

Durante los últimos meses, años en realidad, he estado trabajando en mi historia de vergüenza (aprendiendo qué es la vergüenza, identificando y combatiendo la vergüenza en mi vida para encontrar libertad). He estado estudiando, orando, confesando, lamentando y me he abierto con amigas para hablar sobre el pecado y sufrimiento, y ellas me han ayudado durante este tiempo. A través de este largo proceso, empecé a experimentar libertad. Libertad de la vergüenza. Estoy muy agradecida por buenos recursos que nos ayudan a crecer en nuestra fe. Espero que haya leído y trabajado en nuestros últimos 3 boletines sobre la vergüenza y es mi oración que el estudio de Vergüenza: Encuentra Libertad pueda ser una herramienta útil mientras trabaja en su propia historia de vergüenza.

Sé que la vergüenza es algo con lo que tendré que luchar y lidiar de este lado del cielo, pero por ahora, después de trabajar en esto, voy a sentarme y quedarme quieta. Necesito hacer una pausa, respirar y pensar en las cosas que he estado aprendiendo. Necesito concentrarme en quién es Dios y en lo que está haciendo. La invito a que haga lo mismo este mes, a que se detenga un momento y tome un tiempo para estar quieta.

La palabra quietud en hebreo es rapa, ("aflojar, soltar o cesar"). A veces esta palabra también puede significar: "parar, debilitarse o desfallecer". A menudo interpretamos la frase "estar quieto" como "estar quieto en la presencia de Dios". Aunque la quietud es ciertamente útil, la frase significa dejar la actividad frenética, y estar quieto. Yo no soy muy buena para estar quieta, me gusta hacer cosas y me siento mucho más productiva cuando estoy en movimiento. Pero, necesito recordarme a mí misma que hay una riqueza del alma que no se puede cultivar sin temporadas regulares de quietud. Tengo que hacer un espacio en mi rutina diaria, durante las actividades cotidianas para estar quieta y reconocer. Reconocer que Dios es omnisciente (lo sabe todo), omnipresente (presente en todas partes), omnipotente (todopoderoso), santo, soberano, fiel, infinito y bueno. Saber y creer esto acerca de Dios implica que podemos confiar en Él y rendirnos a su plan porque entendemos quién es.

Durante este mes, empecemos a desarrollar un ritmo para estar quietas. Disfrutar de su presencia y reconocer quién es Dios y lo que ha hecho en nuestras vidas. Es sacar tiempo de nuestras actividades diarias para estar quietas, para leer las Escrituras, para aquietar nuestras mentes y nuestros corazones mientras le damos las gracias a Dios por quién es, por todo lo que está haciendo y por lo que seguirá haciendo.

Con cariño,

Nathalie Richard

Lea:

Este mes vamos a dedicar un tiempo a leer dos salmos. Mientras lea, piense y escriba lo que el pasaje dice acerca de Dios, lo que Dios ha hecho y cómo podemos responder.

Salmo 100

¡Reconozcan que el Señor es Dios! Él nos hizo, y le pertenecemos; somos su pueblo, ovejas de su prado.

Salmo 46

«¡Quédense quietos y sepan que yo soy Dios! Toda nación me honrará. Seré honrado en el mundo entero».

Escuche:

Escuche y medite en las palabras de esta canción: Quieto Estaré

Conéctese:

Le animamos a que utilice estas preguntas como medio de auto reflexión y para la conversación dentro de su comunidad.

  1. ¿Qué pasos necesita dar para practicar la disciplina de "estar quieta"? ¿Hay actividades en su rutina diaria o semanal que deben cesar o cambiar para que pueda "estar quieta"?
  2. ¿Qué relaciones (familia, amigos, compañeros de trabajo) y áreas de la vida (hogar, trabajo, ministerio, pasatiempos) se están viendo afectadas por el ajetreo de su vida cuando no incorpora tiempos para "estar quieta"?

Muévase:

Las Escrituras nos advierten que no debemos ser sólo oidores de la Palabra, sino también hacedores de ella. Toda la vida es arrepentimiento. ¿Cuál es el siguiente paso creíble que Dios le llama a dar en respuesta a todo lo que ha aprendido?

  1. Comience un diario de "Estar Quieta". Mientras toma tiempo para estar quieta, escriba las cosas que Dios le está enseñando, lo que está aprendiendo, los pecados que debe confesar, los atributos de Dios, las peticiones de oración y deje un espacio para las oraciones contestadas. Siempre es sorprendente mirar hacia atrás y reconocer cuando Dios contesta nuestras oraciones.
  2. Pregúntele a alguien cómo él/ella incorpora el ‘estar quieto’ y cómo logra aquietar su mente y su corazón en su rutina diaria. Encuentre a alguien que sea su amiga de "estar quieta". Háganse responsables mutuamente, ayúdense a desarrollar un ritmo de quietud.
  3. Estar quieta puede verse diferente, dependiendo de nuestra temporada y nuestra individualidad. Puede ser sentarse en silencio, leer, salir a caminar para hablar con el Señor, escribir un diario, escribir una canción o acostarse más temprano para tener un tiempo con el Señor. Intente encontrar formas creativas de estar quieta.

Recursos Adicionales:

Estad Quietas

Podcast por Aviva Nuestros Corazones

“Pensamos en este versículo bíblico como una frase pacífica, que nos calma y nos tranquiliza en momentos en que estamos agobiadas, pasando por momentos de prueba, y es cierto. Pero a medida que he estado estudiando este pasaje bíblico, me he dado cuenta que significa mucho más que eso.”